sábado, 18 de abril de 2015

LA DISLEXIA


A menudo encontramos casos de niños con dificultades para la adquisición de la lectura, muchos padres sufren desconcierto porque sus hijos tienen una inteligencia normal y no comprenden cómo es posible que su hijo/a tanga habilidades para muchas áreas y que sin embargo tenga problemas de lectura que estén desencadenando en una serie de problemas que retrasan su nivel educativo.

En muchos de estos casos, se trata de una dislexia que trataré de explicar a continuación.

La dislexia es la dificultad en la adquisición de la lectura, sabiendo que el coeficiente intelectual es normal y que no se debe a problemas psicológicos o físicos asociados.
Los problemas se detectan en los primeros cursos escolares con la pronunciación de las primeras letras y consecutivamente con el desarrollo de los primeros textos. Es frecuente  que estos niños tengan problemas espacio-temporales, teniendo errores en la identificación de izquierda-derecha entre otros y reflejándolo después en las letras mediante inversiones, rotaciones…
Los siguientes problemas que pueden ocasionarse son la disgrafía (dificultades con la escritura) y la disortografía (dificultades con la ortografía)

Sucede a veces, que estos niños son confundidos con un niño vago en el aula, pues al sentir que no alcanzan el nivel deseado se sumergen en una frustración que puede derivar en problemas de conducta disruptiva, aversiva, depresiva o de inhibición., bien para llamar la atención de alguna manera, bien para responder ante la rabia que les da no poder seguir el mismo nivel que sus compañeros.

Frente a estos casos, se debe actuar con muchísima paciencia; lo más recomendado es realizar un sobreaprendizaje, es decir, volver a aprender lo que ya tiene mal aprendido,
Se puede reforzar con actividades de lateralidad, orientación espacio-temporal, grafomotricidad, seriaciones…

Pero especialmente el niño debe saber que existe un interés por él, que no se le presiona y que se refuerza su progreso.

La salud física y mental de un niño es fundamental para su desarrollo, no debemos olvidar que por encima de todo debemos facilitarle su bienestar.



No hay comentarios:

Publicar un comentario